Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
2 enero 2012 1 02 /01 /enero /2012 13:34

Subiendo aún más por el acantilado occidental de Tebas llegamos a las tumbas de las Divinas Adoratrices, numeradas de la 2001 a la 2005.

Subiendo a las tumbas de las princesas saítas:

 

Subida-tumbas-Adoratrices.jpg

 

Como este sector de Deir el-Medina no entra dentro de las visitas turísticas, da pena de ver lo guarrillos que se encuentran las ruínas y estos pozos funerarios.

 

basura-subiendo.jpg

 

basura-tumba.jpg

 

 La 2001 debió de ser una especie de tumba familiar ya que en ella se hallaron una docena de sarcófagos. Sobre la 2002 y 2004 no tengo ni idea.
La tumba pozo 2003 fue descubierta en 1832.
Bruyère y Nagel excavaron este pozo que cuenta con unos 30m de profundidad en el año 1928. Un dato curioso es que en su interior encontraron cuerda, una polea, y otros objetos que pertenecieron a los aparejos de un barco, junto a dos manuscritos.
Los escritos procedían de la nave de Verninac, el buque comisionado en 1831 para llevar el obelisco del templo de Luxor a París que se encuentra actualmente en la plaza de la Concordia. Uno de los dos informes explicaba que los oficiales y la tripulación acompañados por un intérprete había retirado del pozo, el ataúd de la reina Ahmose, “cuya momia había sido quemada por Cambises ". Nagel ya aclara en las “fouilles” que ni reina ni Ahmose, sino que el sarcófago era el de la Divina Adoratriz Ankhnesneferibre (Hekatneferu Merytmut), hija de PsaméticoII.
Lo que no llego a entender, es el lío que tuvo que haber para que el sarcófago que tendría que haber acabado en el Louvre, podemos admirarlo en el British.


Foto del sarcófago donde podemos ver a Ankhnesneferibre con el “heka” y el “nekhekhat”, que simbolizan su posición de poder en Tebas, lo que pudo dar lugar a Verninac y su tripulación a creer que se trataba de una reina:

 

british.jpg

 

En la segunda carta encontrada estaba escrito:


“Así va el mundo.  Ustedes buscan a 120 metros bajo tierra y sólo están encontrando polvo y  piedras. Les aconsejo que no pierdan el coraje. Miren de nuevo y encontrarán. Eso es lo que nosotros hicimos.”
Un saludo en nombre de los excavadores.


El documento estaba firmado por Ch. Jaurès con fecha del 28 de febrero de 1832.


Aunque el anterior que nos habla del descubrimiento del sarcófago de la reina Ahmose no estaba firmado, ambos están escritos por la misma mano y Ch. Jaurès era lugarteniente en el navío “Louqsor”. Vamos, así que debemos su descubrimiento a los oficiales encargados del traslado del obelisco, algo que la historia parece haber olvidado, ya que la máxima referencia que encontramos es la fecha de su descubrimiento, 1832.

 

No te acostarás sin saber una cosa más xD

 

En los rapports de Bruyère sobre la tumba 2003, nos dice que la tumba se saqueó poco después dela muerte de  la Divina Adoratriz, aunque su sarcófago no fuera usurpado hasta la época de Augusto por el alto funcionario de Hermópolis y escriba real Amenhotep Pimonthu.

La usurpación puede leerse en la adición horizontal del registro de jeroglíficos en borde exterior del ataúd.

 


 


 

Compartir este post

Repost 0
Published by Circe Subara - en Deir el-Medina
Comenta este artículo

Comentarios